martes, 28 de febrero de 2012

EL CIRCULO DEL INFIERNO

Charles Darwin advirtiò la unidad de la trama de la vida: Los vastos alcances de la evoluciòn de la raza humana a un orden comprensible. Pero no resolviò el gran problema de la capacidad del hombre para sostener la cultura que va creando...

Ahora los seres de la actualidad nos damos cuenta de que ni la civilizaciòn de caràcter màs tecnològico puede o podrìa sobrevivir, a menos que podamos ser compatibles con las leyes de la conducta humana y el crecimiento orgànico. Nos està haciendo falta un crecimiento màs penetrante de los mecanìsmos del desarrollo mental y la motivaciòn: Una ciencia humanizada ofrecièndose generosamente y eso serìa la expresiòn de una cultura mucho mejor. Y no que un grupo de poderosos financieros y capos del crìmen organizado a nivel mundial, esten convirtièndo en esclavos a los desposeìdos y con ello justificando una historìa repetitiva y ciclica cada vez màs dañina y agresiva al grado de atentar contra todos y con todo lo alcanzado, sin reparar en la creaciòn de una cultura verdaderamente apocalìptica, en donde nuestro indice de uso de energìa aumenta màs allà del 7% cada año y con un depòsito de armas, que tambièn aumenta exponencialmente, obligando a muchos paìses a producir armamento nuclear pronosticàndo con ello graves problemas, a no muy largo plazo, para defender sus hidrocarburos de manos de los depedradores del primer mundo a quienes poco les importa el exterminio de miles y miles de vidas en tan sòlo unas cuantas horas.A todo esto, habrìa que agregarle la de tumultos que se habràn de esperar en las tiendas de autoservicios y en los almacenes de viveres cuando los alimentos empiecen a escasear en un planeta cuya poblaciòn mundial se està duplicando cada 25 o 30 años. En algunos paìses, se duplica, incluso, mucho antes...

El planeta si continùa asì, su poblaciòn mundial llegarìa a ser infinita en un tiempo lìmite y por supuesto, no podemos ni debemos llegar al ìndice infinito ya que el desastre se producirìa mucho antes de que eso sucediera. Por supuesto, que aùn quedan muchas regiones que no estàn pobladas: Alaska, Siberia, la Antartida y los ocèanos mismos; sin embargo, al ritmo de crecimiento que llevamos de la tasa actual, esas regiones estarìan ocupadas en  tan sòlo 400  o 500 años. Y hay que aceptarlo, la Tierra ha agotado, o està muy cerquita de lograrlo, la capacidad para abastecer de alimentos y recursos a el muy creciente, cada vez màs, apetito humano.

Todo lo anterior, no se trata de teorìas, sino de hechos matemàticos y estadìsticos, la poblaciòn està aumentando en un planeta finito sin que la mayorìa se de cuenta de lo grave que està sucedièndo y que de seguro sucederà. Al paso que vamos, sòlo se podràn sostener un nùmero muy restringido de habitantes, y repito, los conflictos se agravaràn como ya se estàn agravando en la actualidad y es debìdo, precisamente, a que las superpotencias, que se administran a 50 o 60 años adelante, perciben los tiempos de hambruna y escacez para los suyos a no muy largo plazo, arrebatando y arremetiendo desde ahora, a los màs dèbiles, como buenos animales depredadores que en realidad son. Estàn empezando a ir por sus energèticos, de manera encubierta e indirecta provocàndoles  desacuerdos y guerras internas o inventàndoles patraña y media acerca de la elaboraciòn de bombas nucleares. Màs adelante, iràn por sus mantos acuiferos y ahì quizas, la depedraciòn serà piratesca y mucho màs agresiva y directa...

No olvidar que ya lo han hecho en otras èpocas donde los piratas del siglo XVIII y del XIX holandeses e ingleses, se apoderaron de Angola y de la India e Indonesia. El Africa central sufrió verdaderas cacerìas de esclavos para enviarlos como esclavos al nuevo continente americano. Ahì, se trataba de  expulsar o exterminar a las poblaciones nativas e impedirles su desarrollo a toda costa, asì como apoderarse de sus riquezas y productos tropicales de gran demanda en Europa y por supuesto, establecer bases para sus embarcaciones piratas de asalto y continuar con la  indignante depedraciòn nativa.

En el siglo XVI, a principios del mismo,  La España imperial extermina a la población indigena de las Antillas. En 1519-1521 Hernàn Cortèz, con muy pocos soldados conquista Mèxico, acabando con el imperio Azteca. Pizaro y Almagro se apoderan del Perù. El Tratado de Torrecillas permite a los reyes portugueses colonizar Brazil. Toda esa odisea  se trataba de esclavizar y explotar a las masas nativas e indígenas. Durrante el siglo XVIII se impulsa la minería y se localizan varios yacimientos de minerales de oro y plata que serán explotados por los indios esclavos y forzados. Gran parte de esas riquezas halladas pasaban vìa España o por los piratas holandeses e ingleses a Europa y se almacenaban en sus arcas para sostener sus absurdas guerras e impulsar su desarrollo hegemónico comercial e industrial… El cìrculo del infierno nos ha vuelto a alcanzar…
Y al igual que en otros tiempos cuando los abastecimientos escacearon o fueron indebidamente crontolados, Colòn hubo de atreverse a hacer viajes de descubrimiento que salvaràn al imperio español,  usurpando las riquezas de otras latitudes de manera grotesca e inmisericorde...Ahora, y debìdo al dispendio o a  la sobrepoblaciòn que provoca muchos males como el crìmen, la pobreza, la hambruna, las infecciones, epidemias, estamos convirtièndo la vida en todo un infierno viviente, sin que los terricolas se estèn dando cuenta del verdadero origen de sus desdichas .

Tanto los piratas de antaño o como los descubridores del pasado de otras latitudes, ahora estamos cayendo en los mismos errores y ofrecièndo respuestas muy similares: Deterioros genèticos - como lo hicieron los españoles al fusionarse con las razas indigenas sanas y fuertes a las cuales diesmaron significativamente con la sifilis y la viruela - crisis de estancamiento y desarrollo de las sociedades agredidas, pocas innovaciones substanciales promotoras de la desdicha, depedraciòn del medio ambiente con sus terribles consecuencias y finalmente crìsis de aburrimiento y hambruna debìdo al gran ìndice de desempleo a nivel mundial y un  super enrriquecimiento neoliberal y globalizador de pequeñas minorìas que no saben a que dedicarse que no sea la especulaciòn monetaria y el tedio embrutecedor que los conduce al consumo desmedido de estupideces.

La sociedad terricola parece estar condenada a una corta vida, tal vez, unos cientos de años màs de alta tecnologìa elitista...En sìntesis, no podemos continuar aplazando el jaque mate, los lìmites llegaràn màs pronto que tarde, el habitat y los abastecimientos, desataràn la crìsis del enfrentamiento y la muy probable extinciòn masiva ( sòlo recordar como ejemplo lo sucedidò a los japoneses en la segunda guerra mundial).

¿Habrà algunas opciones? ¿ Encontraremos el camino adecuado que rompa con el cìrculo infernal ?
Por el momento, no existe evidencia posible de ello, sòlo se me ocurre que no es posible ni viable retornar al pasado creyendo o engañàndonos de que el presente no existe. Ahora, las diferencias son muy significativas y nos impedirìan hacerle como lo hicieron los renacentistas que acudieron a la sabidurìa de la edad de oro de las màximas culturas para rescatar aquellos valores perenes y salvar la crisis de la edad medieval. Hoy vivimos en la era de los satelites que se mueven en el firmamento para rastrear a cualquiera sea quien sea. Existen proyectiles inteligentes que no perdonan a nadie. Rayos lasser que pueden caer sobre cualquier hogar en cualquier parte, en cualquier bosque y provocar verdaderas catastrofes. Y por supuesto, los medios de comunicaciòn que pueden penetrarlo  todo, aunque no existan carreteras ni vìas de ferrocarril e inclusive electricidad y que  tergiversan los valores tradicionales ofrecièndo a cambio sìmbolos vanos de la modernidad, convirtièndose en la fuente de trastornos de la vida simple y sencilla. Nadie puede detener a esos infernales medios de comunicaciòn. Ya no hay escape en el mundo para sus atemorizados pobladores, para nadie, ni se puede huir, ni esconderse para protegerse de los demonios de la  alta tecnologìa. Para colmo, la era postmodernista del internet ya empieza a ser sometida y altamente controlada por extraños intereses, todo es un desorden, el peligro del manejo de ese medio incluye figuras que nadie admira, pero que pueden  incursionar sin la menor traba y los gatilleros abundan asi como los charlatanes sin escrùpulo alguno.

En nuestro mundo, resulta palpable la ausencia espiritual y todo lo que incluye comunicaciòn o informaciòn està mañsamente atrapado por gobernantes y directivos corruptos que vìa internet o face book o twitter se muestran como competentes pensadores marcando y contaminando a las sociedades del orbe entero: Nadie en verdad puede evolucionar humanamente en la era en que vivimos. Estamos hablando de la pèrdida del vigor, de la buena voluntad, del agotamiento de la iniciativa, de la creatividad sana, del enfasis de las creencias vacias y todo ello en conjunto no habla màs que de la gran decadencia humana. En nuestra era postmoderna, ya nadie se salva de tratar de mantener fronteras rìgidas, la civilizaciòn global està ya sin identidad y corre el grave riesgo de autodestruirse. Estamos ante una prueba en verdad apolcalìptica, en el examen màs severo, Estamos ante una gran y peligrosa encrucijada.. La elecciòn està entre la armonìa y la esperanza por una parte o la discordìa y el caos por el otro lado..

¿Què se le puede ofrecer a un mundo saturado con desintegraciòn, cinismo y pèrdida de fe en el que todo se està hundièndo?
Tenemos que comprender, de una buena vez por todas, que cuando las personas por cansancio dejan de interpretar los hechos que ocurren en el mundo y en el curso de su propio destino-futurizando, previendo-, su existencia se disipa en la incoherencia y el absurdo.
Entre todos debemos de comenzar todo de nueva cuenta, informàndonos, pensando y actuando sin traernos nada de lo anterior y absurdo. Las reflexiones y la suma de conocimientos obtenidos por todos, tendràn que enfocarse a la sana y madura crìtica de la economìa pra tratar de encontrar un orden mundial viable que garantice los derechos y la dignidad de mujeres, niños y ancianos, asì como de los menos privilegiados y de los muchos que ya pertenecen a las mayorìas empobrecidas y sin empleo. Deberemos de someter a crìtica severa democràtica a los mercenarios de los medios de comunicaciòn que tanto daño hacen y que transmiten su ideologìa, sin recato alguno, hacièndo uso y usufructuando el espacio aèreo que pertenece a todos. La mayorìa de las veces, envìan mensajes en contra de las ideas de cambio y del mejoramiento social. Se requiere de una bùsqueda energica y creativa entre las distintas razas, respetando las creencias y sus identidades multiples que significan eclecticismo, lo cual exige aceptaciòn de los demas sin distingo alguno, dando lugar al surgimiento del amor y la fraternidad entre los hermanos que se supone que somos todos.

Es muy necesario màs libertad eròtica que nos haga vibrar positivamente al acercarnos a nuestros semejantes.  Mejores y mayores inversiones educativas para el descubrimiento de la vida interior. Y  por sobre muchas otras cosas màs, la defensa del medio ambiente natural del que depende todo y todos. En suma, todo tendrà que orientarse hacia la reconciliaciòn de todas las razas que conforman el mundo y la naturaleza por la ruta de la concordia, la humildad, la libertad y la igualdad democràtica. Porque somos parte del todo y somos el còsmos tambièn...¡ESA ES LA PRINCIPAL TAREA DE ESTE INCIPIENTE SIGLO!

Deberemos de crear a marchas forzadas y sin descanso, Una FILOSOFIA POLITICA que tienda a humanizarnos a todos y no simples rescates monetarios que arreglaràn nada a no muy largo plazo...Ah! y no dejar de incluir en ese cambio de mentalidad, la bùsqueda de la vida en el universo, sin el afan que caracterizò a los piratas del siglo XVIII o a los conquistadores del siglo XVI en sus caminos equivocados, repletos de saquèos, injusticias, abusos y mucha, mucha sangre.

El descubrimiento de vida en el universo, no sòlo serìa encontrar un garbanzo de a libra, un lingote de oro para la huamidad entera; podrìa muy bien ser su salvaciòn por todo lo que ello pudiera implicar y significar...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada